¿Qué opinan de los milagros?

Preguntas & Respuestas (Q&A)Categoria: Desmitificacion¿Qué opinan de los milagros?
formspring Staff asked 8 meses ago

Pregunta original en Formspring/Pregúntale a un escéptico (octubre 2011):

“¿Qué opinan de los milagros? saludos.”

2 Answers
bernardo.domingues Staff answered 8 meses ago

(Bernardo) Los milagros son, por definición, “hechos no explicables por las leyes naturales y que se atribuyen a intervención sobrenatural de origen divino”. Así siendo, se “merecen” nuestro escepticismo, ya que si no son explicables, no podemos simplemente creer en ellos.

El mago Penn Jillette habla siempre de un truco que él hace sobre el escenario que sólo y él y un par de personas (que trabajan con él) saben como se hace. Él reconoce que es un truco, una ilusión, pero que nadie sabe como hacerlo. Mucha gente se le acerca y le dice que saben como se hace, pero según él, nadie siquiera se ha acercado a una explicación satisfactoria del truco. Por lo tanto, si él mañana dijera que en verdad no es un truco, sino que magia, y nadie estuviera calificado para explicar tal fenómeno, ¿podríamos calificarlo de milagro o magia real?

El que nadie sepa como sucedió un evento específico no quiere decir que éste no tenga explicación o que haya sido realizado por una inteligencia divina. Creemos que atribuir una explicación divina a un suceso es flojera mental, ya que es la respuesta más simple. Para explicar como se mueven los planetas, antiguamente, se decía que “Dios lo hace”. Actualmente, sabemos cómo lo hacen y por qué lo hacen con bastante precisión gracias a científicos que se han esforzado en encontrar una respuesta mucho más completa y satisfactoria, que no requiere la más mínima intervención divina.

daniel.selles Staff answered 8 meses ago

La falta de explicación no-sobrenatural de un “milagro” puede ser simplemente un reflejo de la ignorancia que tengamos de un cierto fenómeno, como explica la respuesta precedente.
Pero además hay que considerar si los fenómenos catalogados de milagros están debidamente documentados. Si la única evidencia que tenemos de ellos es el testimonio de un desconocido personaje semianalfabeto, entonces vale la pena preguntarse qué es más probable: que las leyes del universo se hayan suspendido momentáneamente para producir un prodigio o que el personaje esté equivocado o derechamente mintiendo. Si nuestra experiencia de vida sirve de guía, sabemos que las equivocaciones y los engaños son cosa corriente, mientras que las leyes naturales se han mantenido vigentes. Para poder hablar seriamente de milagros, tendríamos que disponer de evidencias extraordinariamente sólidas.