Sixto Paz Wells, el charlatán de las estrellas

por | 26 octubre, 2015
“Sixto Paz” (La Cuarta)

Desde hace varios años, los medios de comunicación chilenos se han transformado en un Edén para charlatanes de todo tipo que propagan sus delirios y conspiraciones por la televisión abierta.

Tal cual señala nuestro himno patrio, parece que se han tomado muy en serio que nuestro país “es la copia feliz del Edén”, y vaya que resulta fácil comprobarlo, si es cosa de hacer una revisión de los programas, en especial matinales, donde en forma permanente sus invitados y contenidos están ligados a los temas paranormales y mágicos. Es de esta manera que agoreros de terremotos, astrólogos, tarotistas, numerólogos, médiums, maestros biocuánticos, curanderos, cazadores de fantasmas, entre muchos otros mercaderes del misterio, son quienes se han posicionado en cada uno de los canales de televisión chilena y con significativos puntos de rating.

¿Se imaginan si creyéramos todo lo que ha anunciado o divulgado el guaripola mayor de los charlatanes en Chile, nuestro amigo Salfate, por ejemplo, o su sucesor en las lindes de la cháchara televisiva, el “Doctor Files” (Cristian Contreras Radovic)? Ya se habría terminado hace rato nuestro mundo y ni siquiera estaríamos con vida para poder acceder a este artículo; de hecho, supuestamente ya se habría acabado el mundo el 7 de octubre, según un grupo de evangélicos.

Dentro de los temas de moda en paranormalandia, resulta muy interesante ver cómo el tema extraterrestre nunca falla a la hora de ser exhibido por cualquiera de nuestros canales nacionales.

Es así como, una vez más, nuestro país disfruta de la visita ilustre del señor Sixto Paz Wells, ufólogo y, a la vez, autoproclamado contactado extraterrestre.

En su última intervención en el matinal de TVN, el día 05 de octubre pasado, Sixto reafirma su condición de contactado por seres extraterrestres, además de dar a conocer una serie de aseveraciones que son muy interesantes de analizar y contrapesar.

Le recomendamos que vea la entrevista completa para, luego, analizar el siguiente desglose que deja en claro las falsedades dichas por el contactado:

  1. Aún no existe la prueba científica que acredite la existencia de vida extraterrestre.
  2. Además, quien afirme tener contacto con seres de otros mundos, si pretende que sea considerado en serio, debería al menos entregar mayor evidencia que la de su propio testimonio o el de sus discípulos.
  3. En los supuestos contactos de Sixto Paz junto a sus seguidores, se observan de manera frecuente OVNIs (Objetos Voladores No Identificados), los que son descritos como “naves” de procedencia extraterrestre cuya aparición siempre se encuentra a gran distancia, se visualizan de forma difusa y nunca realizaran alguna maniobra que escape claramente a las leyes de la física o la aerodinámica.
  4. Para qué hablar de los registros de observaciones o “contactos” nocturnos, durante los cuales en los vídeos grabados durante años, se aprecian solamente luces, resplandores y destellos al horizonte, que se mueven de un lado para otro o de arriba hacia abajo: nada que permita avalar la observación de un fenómeno inconcebible o de alta extrañeza.
  5. Estas imágenes, relatos y vídeos, difícilmente pueden ser sometidas a un análisis minucioso que permita refutarlas, ya que el material publicado es de baja calidad y no se encuentra en su totalidad subido a la Web, debido a que el contactado sólo los exhibe en las innumerables conferencias que otorga alrededor del mundo.
  6. Se puede afirmar, eso sí, que se repite la constante de luces confusas e imprecisas, sumado a que no es viable observar ningún tipo de entidad o ser extraterrestre que se acerque ni siquiera a saludar en estos vídeos. Ahora bien, si consideramos que el anuncio de esas observaciones y supuestos contactos fue provisto por un mensaje telepático que se entrega a través de un médium con el viejo método espiritista de la psicografía (“escritura automática”), cabe recordar y pedir evidencias que descarten un mero efecto ideomotor.

  7. En la argumentación con que intenta explicar los 41 años del contacto extraterrestre, Sixto Paz alude y efectúa una serie de afirmaciones vinculadas a la ciencia. Nombra instituciones, científicos, autoridades y estudiosos que en alguna oportunidad hayan hecho mención o estudios formales a la vida fuera de nuestro planeta, a lo inexplorado del universo y, lógicamente, a más de algún enigma arqueológico que abra una mínima ventana a la especulación.
  8. Esta forma de proceder es muy común en los charlatanes y consiste en memorizar frases, autores o descubrimientos que compartan un mínimo de relación con el tema que el expositor promueve, en este caso la supuesta vida extraterrestre y el contacto que pretende sostener.

    Por ejemplo, menciona un supuesto avistamiento ocurrido el año 2007 en la Isla de Pascua, Chile, en donde fue acompañado del Psiquiatra Mario Dussuel Jurado.

    En su relato, Sixto Paz menciona que la observación es certificada por Dussuel, miembro del CEFAA, Comité de Estudios de Fenómenos Aéreos Anómalos de la Fuerza Aérea de Chile.

    En primer lugar, el CEFAA pertenece a la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) y no a la Fuerza Aérea de Chile.

    Por otro lado, Mario Dussuel fue invitado como asesor del CEFAA, creado en 1997, pero su permanencia duró hasta el cierre temporal de este comité en el año 2003. Luego tiene una reapertura el 2009, por lo que, en el año de la observación, el CEFAA estaba en un receso y el Doctor Dussuel ya no pertenecía a este organismo oficial de investigación.

    Posteriormente a su reapertura el 2009 y producto de varias consultas, el CEFAA realiza un estudio y verifica que lo observado por Paz Wells y sus seguidores correspondía a unas alas deltas que estaban efectuando vuelos próximos al aeropuerto Mataveri, lo cual descarta el pretendido OVNI.

    El comunicado oficial del CEFAA es el siguiente:

    “El 8 de noviembre de 2007 nos llegó una solicitud de parte de la Comisión Receptora e Investigadora de Reportes Ovni (CRIDOVNI) perteneciente a la Fuerza Aérea Uruguaya, con la que tenemos un acuerdo de cooperación, consultando sobre un avistamiento producido en Isla de Pascua . Efectivamente, los pasajeros del vuelo Lan 841que recién habían arribado a Mataveri, vieron desde la plataforma, un objeto sobre la parte este del volcán Rano Kau. Entre ellos estaba el ufólogo peruano Sixto Paz y un uruguayo. Este último, al llegar a su país, dio a conocer a la prensa el video filmado y CRIDOVNI lo entrevistó, vio la filmación, nos la mandó y nos pidió que investigáramos. Para suerte de esta investigación conozco muy bien el lugar pues como controlador de tránsito aéreo estuve casi 4 años trabajando en la torre de control de Mataveri.
    Tomamos contacto con el jefe del aeropuerto de esa época, Daniel Aravena, y le pedimos que nos enviara todos los antecedentes. A la vuelta de correo se despejó la incógnita, de acuerdo a su informe. Al recibir la consulta del personal de la plataforma que había un objeto en la falda del volcán, él en persona subió al lugar y encontró a unos extranjeros que, con autorización de Conaf, estaban “volando” un pequeño parapente, que se maniobraba con dos líneas y del cual pendía una cámara fotográfica. Esta operación no había sido coordinada con el aeropuerto.”
    Fuente: Correo personal del secretario del CEFAA don Gustavo Rodriguez y los miembros del comité de asesores externos.

    Como comentario anexo, llama profundamente la atención la condición como Paz Wells, en todos y cada uno de sus encuentros, demanda de la manifestación de uno o varios OVNIs, con el propósito de demostrar que el contacto con estas “naves” y sus tripulantes es real. Es una práctica muy común de los contactados con extraterrestres a nivel global, pero en el caso de Sixto, utiliza y abusa de este recurso histriónico.

    Si a esto le sumamos que ninguna de las observaciones es contundente y aclaratoria, deja una gran incertidumbre en relación a su auténtico contacto con los “hermanos mayores”.

    Irónicamente, el 31 de marzo de 1994, Sixto Paz fue sometido al detector de mentiras en el programa español “La máquina de la Verdad” y, pese a la nula confiabilidad de este tipo de pruebas, el sujeto no la pasó.

    Así que el polígrafo no halló verdad en la afirmación de Paz Wells al decir que había viajado a Ganímedes, la octava luna de Júpiter.

    Es usual en las pseudociencias y, por tanto, la ufología, la permanente renovación y adherencia de nuevos seguidores y fanáticos. Es quizás por esta razón que, a pesar de ser esclarecidos ciertos fraudes y mitos, basta un corto tiempo para que vuelvan a salir a la luz, facultando que los mercaderes del misterio consigan resucitar esta mercancía de manera constante y decidida.

  9. Cuando habla de las señales y saludos de los hermanos mayores, Sixto Paz insiste en que ha invitado a la prensa en diez oportunidades para obtener una validez objetiva e indiscutible a dichos encuentros; situación que puede ser cuestionada, pues posteriormente a estas apariciones mediáticas suele promover sus charlas o seminarios pagados en el país en que se encuentre.
  10. Resulta casi increíble, pero un conocido ufólogo chileno, Rodrigo Fuenzalida Herrera, Presidente de la Agrupación AION, en sus años de inicio en el tema OVNI, fue miembro activo de la agrupación RAHMA en Chile, grupo contactista formado por Paz Wells para toda América Latina en la década de los ‘70. Pasado el año 2000, se desmarcó de ella por ser considerada una secta platillista.

    Fuenzalida, de permanentes apariciones en los medios por su afición divulgativa del tema, en un programa radial confesó que, al pertenecer al círculo más cercano a Sixto Paz, en una de las tantas visitas del maestro contactado a nuestro país, le correspondió hacer de tramoya y mover focos luminosos a cierta distancia de un grupo de personas que meditaban esperando el contacto extraterrestre. En dicho programa radial, el desaparecido NeuroUFO de radio NeuronaFM, el ufólogo señaló que hicieron una broma, pero que los entusiastas seguidores quedaron complacidos y, a la vez, persuadidos del real contacto de Paz Wells con los alienígenas.

    Por lo tanto, considerar que cualquier tipo de luz en el cielo es sinónimo de contacto con seres de otros mundos, revela la influencia psicosocial del mito extraterrestre en la sociedad chilena.

    Coincidentemente, varios avistamientos en Chile protagonizados por el ufólogo Fuenzalida poseen el mismo patrón de funcionamiento: se convoca a mucha gente a un sitio en las afueras de la ciudad, se invita a la prensa y a uno que otro famosillo de la TV, para luego observar luces en el cielo, tomarse de las manos al son de unos mantras y desatar el fervor popular del deseo de contacto extraterrestre. Nos preguntamos, ¿será la impronta dejada por el contactado?, no olvidemos que los OVNIs siempre tendrán cabida en la televisión chilena y que además suelen reportar una que otra ayuda económica.

  11. No podemos dejar de lado una interesante conferencia que realizó Rodrigo Bravo Garrido en el 4º Encuentro Ufológico de Maipú, en febrero de este 2015, titulada “Abducciones y Contactismo, yo quiero saber”.
  12. En ella, el militar dejó en claro las dudas metódicas que existen referente a este tema y exhibió, entre varios documentos, una entrevista que se le realiza a Sixto en la década del ‘80 en un diario chileno. En ella, reconoce su viaje a Ganímedes y la forma de vida de los extraterrestres que ahí residen. No dejan de llamar la atención las frases estampadas en el recorte:

Si en el 2015 señala como método de adquisición de víveres de los extraterrestres, el sistema de Redcompra que usamos todos… no sé si vale la pena seguir analizando a este personaje.

Como conclusión, estamos frente a uno de los vendedores de humo más importantes de la ufología y de la todología. Sí, tal cual lo lee: “todología”, que es la unión de la palabra “todo” con “estudio”. Es decir, el estudio de todo (ojo, que en Chile hay varios todólogos también), ya que Sixto Paz Wells no sólo habla de OVNIs y de los seres extraterrestres que lo contactaron, sino que, además, viajó a la octava luna de Júpiter, Ganímedes, trajo múltiples mensajes y, de hecho, a principios de la década del 2000, anunció el fin de la era, el 21 de diciembre del 2012. Al parecer, no pasó absolutamente nada. Pero para todo existe argumento por parte de este charlatán, incluso para el fallido intento de la máquina de la verdad en 1994.

También escribió acerca de la importancia de Jesús para los mismos extraterrestres, y, este 2015, en la ciudad de Copiapó, tenía prevista una conferencia para el mes de abril, en donde hablaría de la reencarnación y de la inexistencia de la muerte. Es decir, un todólogo de fuste.

Ahora bien, estamos muy conscientes de que la responsabilidad de la promoción de su charlatanería no es enteramente suya, pues también la comparten los medios de comunicación, que dan permanente cabida e instalan una alfombra roja a este tipo de personajes.

La peregrinación no se detiene y el desfile de mercaderes del misterio en nuestros medios es una constante. No olvidemos que nos estamos convirtiendo en el Edén de los Charlatanes.

Ejerciendo nuestro sano derecho a dudar y a pensar críticamente es como nos podemos defender de terminar mordiendo su manzana.

Link de referencias:

¿Es posible tener contacto con extraterrestres?

El timador Sixto Paz y sus mentiras (versión video)

Spot conferencia Sixto Paz Wells, por primera vez en Atacama

El timador Sixto Paz